Una mirada poderosa y desafiante me impactó

|

Queremos mostraros algunas de las magníficas imágenes de nuestro compañero PANCHO R. EGUIAGARAY y destacar estas fotografías de la galería “SELECCIÓN” acompañadas del enriquecedor comentario del autor.

MIRADA

mirada

El contacto visual con cualquier especie salvaje siempre conlleva cierta dosis de admiración e inquietud por parte del fotógrafo.
En este caso, el acercamiento directo del leopardo, su mirada mantenida, entre poderosa y desafiante, me impactó.
Después de una espera de cerca de dos horas a que bajase del árbol donde dormitaba, y prácticamente de noche, comprendí que comenzaba su jornada de caza sí o sí, independientemente de que yo estuviera en su camino.
La foto se realizó en el PN Samburu en Kenya.

LA SOMBRE DEL VOLCÁN

Sobra-del-volcan

Rio Tinto, río único en el mundo, espectacular joya medioambiental a nuestro alcance.
Lugar que evoca otros planetas, de gran belleza cromática con variedad de micromundos y cambios en las texturas, colores y formaciones en función de la época del año.
Tengo que reconocer que es uno de mis lugares preferidos de inspiración fotográfica ,suelo ir un par de veces al año, y siempre encuentro cosas diferentes que me motivan a volver.
Cuando vi la formación rocosa enseguida me pareció un volcán marino inactivo después de una antigua época de actividad.

Esta foto fue Premio AEFONA en Montphoto 2013 en el apartado Arte y naturaleza.

UROGALLO EN CELO

Urogallo-en-celo

Las fotografías más emblemáticas que uno realiza, aparte de intentar transmitir cierto mensaje al espectador, deben suponer para uno mismo cierta satisfacción, ya sea por la dificultad, por los momentos vividos o por la dificultad de la especie.
Tuve claro, desde que comencé con esta especialidad, la responsabilidad que tiene todo fotógrafo de naturaleza de transmitir por medio de sus fotografías, los momentos singulares de la misma, para forzar a que el espectador reflexione acerca de su belleza y de la importancia de su conservación.
Una de mis especies favoritas era el Urogallo, pero al no estar permitido fotografiarlo, tuve que esperar varios años hasta que pudo hacerse posible en el Valle de Arán.
Después de pasar la noche en un hide a más de 2.000 metros de altitud, me despiertan a las 5 de la mañana los urogallos con sus cantos de celo(castañueleo); con las primeras luces del día me encontré con agradables sorpresas.
Experiencia muy gratificante que compensa las muchas horas que estamos en los hides y no siempre con éxito.

www.preguia.es
Galería en Aefona

Quiero animaros a mantener vuestra presencia fotográfica utilizando “Mi GALERÍA“, ya que nuestra web es una magnífica carta de presentación para vuestros trabajos.
Mabel Jover

Facebook
Google+
Twitter

1 comentario en “Una mirada poderosa y desafiante me impactó”

Los comentarios están cerrados.